La guerra de Ucrania podría retrasar los planes de agricultura sostenible de la UE

Traducción de artículo publicado en Reuters por Kate Abnett y Philip Blenkinsop

BRUSELAS, 21 mar (Reuters) – La Comisión Europea podría retrasar la publicación de propuestas sobre agricultura sostenible y naturaleza que se esperaba esta semana, mientras que el impacto de la guerra en Ucrania en el suministro de alimentos ha llevado a algunos países a resistirse a la reforma.

La UE está revisando todos los sectores para volverse más ecológicos, incluida la agricultura, que produce aproximadamente el 10 % de las emisiones de gases de efecto invernadero de la UE. Bruselas ha propuesto objetivos que incluyen reducir a la mitad el uso de pesticidas químicos para 2030, y está elaborando leyes vinculantes para hacerlos realidad.

Sin embargo, la Comisión Europea está considerando retrasar dos nuevas propuestas, objetivos vinculantes para restaurar la naturaleza y una ley de pesticidas más sostenible, que debían haberse hecho públicas el miércoles.

Se esperaba que los funcionarios de la UE decidieran el lunes sobre el momento de las propuestas, que compiten por la atención con los planes de emergencia sobre el aumento de los precios de la energía y el suministro de alimentos, después de que la invasión rusa de Ucrania hizo subir los precios del trigo y la cebada y generó temores de escasez.

Rusia y Ucrania representan más del 30 % del comercio mundial de trigo y más del 50 % de los aceites, semillas y harinas de girasol. La UE también importa cantidades significativas de alimentos para animales y fertilizantes de la región.

Los ministros de agricultura de la UE también se reunieron el lunes para discutir medidas para responder al impacto de la guerra.

El ministro de agricultura francés, Julien Denormandie, dijo que había llevado a algunos países a cuestionar la transición a una nueva política agrícola de la UE, pero eso no significaba que no debería suceder.

«Sí, es complicado hacer esta transición, al mismo tiempo que se asegura el suministro de alimentos, pero no es el caso que no lo hagamos porque es complejo», dijo Denormandie a su llegada a la reunión.

La Comisión está considerando medidas para abordar la seguridad alimentaria, como permitir que la tierra quede en barbecho, una práctica que permite que el medio ambiente se recupere entre los ciclos agrícolas, para que se utilice para la producción de cultivos o el pastoreo de animales.

Un grupo de 400 científicos y expertos del sector alimentario dijo el viernes que abandonar las prácticas agrícolas sostenibles sería contraproducente.

«Estas medidas no nos acercarían, sino que nos alejarían de un sistema alimentario confiable que sea resistente a futuros impactos y brinde dietas saludables y sostenibles», dijo su declaración.

En cambio, pidió un cambio a cultivos menos dependientes de fertilizantes producidos con gas ruso y más dietas basadas en plantas para reducir la cantidad de granos necesarios para la alimentación animal.