Dinamarca propone un impuesto corporativo al carbono para cumplir el objetivo climático

FILE PHOTO: A pilot plant for CO2 capture is seen at Amager Bakke in Copenhagen, Denmark June 24, 2021. Ritzau Scanpix/Ida Guldbaek Arentsen via REUTERS

Traducción de artículo publicado en Reuters

COPENHAGUE (Reuters) – El gobierno de Dinamarca propuso el miércoles introducir un impuesto al carbono uniforme para las empresas como una forma de alcanzar el ambicioso objetivo climático del país.

El impuesto al carbono propuesto de 1.125 coronas danesas (164,21 dólares) por tonelada de dióxido de carbono equivalente reduciría las emisiones de carbono en 3,7 millones de toneladas al año para 2030, dijo el gobierno.

El impuesto, que incluye un precio proyectado para 2030 de los permisos de carbono de la UE de 750 coronas danesas por tonelada, se impondrá a las industrias pesadas y al sector energético, dijo.

Para las empresas más pequeñas que no forman parte del sistema de comercio de emisiones de la UE, el gobierno propuso un impuesto de 750 coronas por tonelada.

“Esta iniciativa tiene como objetivo garantizar que las empresas que impactan en el clima paguen por sus propias emisiones”, dijo el ministro de Hacienda, Jeppe Bruus.

El gobierno también propuso gastar 7 mil millones de coronas para ayudar a las empresas con la transición verde, minimizando así el riesgo de que se muden al extranjero para evitar el impuesto al carbono, dijo Bruus.

La propuesta proporcionaría una tasa impositiva reducida para las industrias del cemento y la lana de roca, que incluyen al mayor contaminador de Dinamarca, el productor de cemento Aalborg Portland.

La medida podría ayudar a Dinamarca, uno de los países más ricos del mundo, a lograr su objetivo para 2030 de reducir las emisiones de gases de efecto invernadero en un 70 % con respecto a los niveles de 1990, o alrededor de 20 millones de toneladas de CO2 equivalente.