¿Qué tipo de gobernanza global necesitamos?

Los estilos de gobernanza tanto a nivel corporativo como en los sistema públicos están recibiendo un nuevo desafío. Por el lado privado, se exige una mayor preocupación en el otro, el stakeholder, más allá de la primacía del shareholder. Por el lado del sistema público se necesita fortalecer el multilateralismo y sentar las bases de un nuevo liderazgo que genere bienestar para todos

Por: Jesús Castañeda Mayurí

El día de hoy jueves 18 de junio, a través de un interesante webinar, organizado por LLorente y Cuenca, el Grupo Godo y La Vanguardia, se puso en debate el aspecto de la gobernanza global. “Gobernar el cambio. Un nuevo modelo de gobernanza para un mundo nuevo” fue el nombre del evento académico donde, los panelistas invitados Soraya Saenz de Santamaria, Antonio Huertas, Jose Antonio Llorente, Enric Juliana e Ignacio Osborne discutieron al respecto

José Antonio LLorente introdujo un pregunta motivadora ¿Qué tenemos que mejorar en la gobernanza global para que pueda ser útil en problemas globales como el que aun estamos viviendo? Y surgieron una serie de ideas que rescataremos luego, en nuestros siguientes artículos. Sin embargo, en esta nota transcribimos lo que manifestaron en los preliminares, tanto Soraya Saenz como Antonio Huertas, quienes expusieron sus puntos de vista de manera general.

Para Soraya Saenz de Santamaría, todo va a depender de cómo te haya pillado la crisis, qué tan saneado fiscalmente estás o cuánta capacidad tengas de intervenir pues podrás ayudar a tus empresas y ciudadanos. hay q seguir mucho ese libro blanco que ayer ha presentado la Comisión Europea sobre la necesidad de mantener esa simetría que necesita Europa. Y la tesis del intervencionismo económico hay que verlo a largo plazo y analizar cómo encaja en la Unión Europea. Creo que la Unión Europea en el mediano plazo tiene dos retos esenciales, uno que es el Brexit y otro cómo se construye esa intervención en la economía en un entorno supranacional que se ha construido desde otros esquemas, de mayor liberalización.

Por otro lado, los tiempos de crisis ponen a prueba el gobierno corporativo de las empresas. Por tanto su gobernanza también tiene que evolucionar. Tiene que ser capaces de adaptarse. Lo han hecho en algunos temas como las Juntas, los Consejos de Administración, como se ha prestado mucha atención a la liquidez. Pero tienen que estar muy presentes a la hora de establecer su propia gobernanza. Necesitan tener procedimientos ágiles, estatutos que estén muy adaptados a la nueva manera de funcionar. Se necesita estar muy bien alineado con la situación. Se necesita tener una gran conexión e implicación con tus accionistas, con el mercado, con los consumidores, con los proveedores, con lo que se llaman stakeholders. Por lo tanto también hay cambios en la gobernanza corporativa.

Se necesita un mondo más colaborativo mucho más permeables entre todas estas instituciones. Este foro es un ejemplo de ello. No es una situación de compartimientos estancos. Eso obliga a un diálogo muy amplio. recomendaría preservar todo lo que se pueda el diálogo social y también un diálogo político profundo. Creo que defender las convicciones en el fondo no es un obstáculo para ejercer la moderación en la forma. Aunque no se si la moderación en estos tiempos de polarización está de moda. Pero creo que es un buen instrumento para el entendimiento.

Para Antonio Huerta esta situación que nadie esperaba y que ha provocado la paralización de la economía y el cierre global nos deja tres elementos que podemos destacar, a nivel general. Primero que se ha puesto en evidencia la vulnerabilidad de la sociedad. Creíamos que teníamos casi todo protegido. Incluso algunos agoreros manifestaban que la industria aseguradora no tendría un buen futuro por la perfección de sociedad que estábamos alcanzando. Pero no ha sido así.

El segundo elemento se pone en evidencia la prevalencia de lo colectivo frente a lo individual. Eso nunca se ha cuestionado. El ser humano siempre ha sido gremial. El progreso a lo largo de los siglos ha sido gracias a esa agrupación que nos permitió progresar, organizarse y desarrolar estructuras productivas y de convivencia gracias a esta misma convivencia. Ahora se hace más evidente al tener la necesidad de defender lo coelectivo.

Lo tercero es la grandeza del ser humano, de la organización, la grandeza de todas las instituciones, y voy a dejar de lado un poco al Estado. De ello hablaré mas adelante. Me refiero al entorno de la sociedad civil que está formado por mucho frentes como ONGs, organizaciones civiles, asociaciones, Fundaciones y empresas que hemos sido capaces de poner en conjunto muchos elementos que nos han engrandecido como personas.

Los siguientes días estaremos presentando mayores precisiones de este encuentro

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.