Marcas globales de moda emiten bonos de sostenibilidad

Al parecer ya todo está dicho y las grandes empresas de la moda ya tienen claro que invertir en sostenibilidad no solo las mantiene en el mercado sino que también es un negocio rentable

Por: Jesús Castañeda Mayurí

Chanel, Burberry, VF Corp, Adidas, entre otros importantes jugadores corporativos de la moda global han empezado a invertir su futuro a través de bonos de sostenibilidad. El creciente interés de inversores y consumidores hacia la sostenibilidad está empujando a las marcas globales a ir en esa dirección como negocio futuro y de supervivencia corporativa.

Sin embargo, no todo es sencillo. Si estas empresas, al comprometerse en las diversas Bolsas de Valores, con ciertos objetivos ambientales y sociales, no logran alcanzarlos, las penalidades son tan altas que les puede costar una buena parte del negocio.

El último gran ingreso a la Bolsa de Valores de Luxemburgo lo constituye Chanel que acaba de emitir un bono vinculado a la sostenibilidad por el valor de 700 millones de dólares. Esta importante marca de moda de lujo ha tomado una decisión histórica al ingresar por primera vez a los mercados públicos, siguiéndole los pasos a Burberry y VF Corp quienes ya vienen endeudas desde hace algún tiempo comprometiéndose a cambios estructurales importantes para seguir lineamientos de política ambientales y sociales más rigurosos.

Adidas, por su parte también acaba de emitir un bono de 590 millones de dólares para solventar iniciativas sociales y ambientales, consignadas en su nueva política de sostenibilidad. Dentro de poco veremos a todas en esta dirección. La pandemia y la presión de los mercados financieros no han hecho otra cosa más que acelerar estas iniciativas y las grandes corporaciones se acomodan siguiendo la ruta del dinero.