Liderazgo, gestión del talento y comunicación en el II Congreso de ATREVIA

Barcelona, 26 de septiembre. ¿Cómo afectan los cambios tecnológicos, culturales y generacionales a los ámbitos de la gestión de personas y el liderazgo? Para abordar cómo viven y resuelven las organizaciones y los trabajadores estos nuevos desafíos, el primer bloque de contenido del II Congreso Iberoamericano de ATREVIA,La comunicación hoy’, titulado “Talento & Comunicación”, ha reunido a expertos y profesionales de la Comunicación y los Recursos Humanos en el Palau de Congressos de Catalunya.

En el discurso inaugural, Núria Vilanova, fundadora y Presidenta de la empresa de Comunicación y Posicionamiento Estratégico, ha hecho hincapié en los principales compromisos de ATREVIA “para que las personas se entiendan mejor”. A nivel de RRHH, Núria Vilanova ha destacado que “hay que ser capaces de entender cómo las distintas generaciones impactan en las organizaciones” y en ser cada vez más digitales, algo que se refleja en la tecnología Empática: “una herramienta que hemos desarrollado para satisfacer todas las necesidades de la comunicación en las organizaciones y que se ha convertido, ahora, en la nueva startup de ATREVIA”.

En su intervención, titulada ‘Desafíos de la organización y liderazgo en tiempos de cambio’, María del Barco, Directora de Transformación, Cultura y Comunicación Interna de ATREVIA se ha centrado en el cambio como denominador común de todos los actores que concurren en la gestión del talento. “Se trata, no obstante, de una palabra manoseada –ha advertido—y es que más que hablar de gestión del cambio, hay que hablar de gestión de velocidad, porque el cambio es inherente en la vida de las personas, pero nunca habían cambiado tanto las cosas a tan alta velocidad”.

Según María del Barco, “en un futuro, personas y máquinas deberán colaborar porque hay muchos aspectos de los que las máquinas jamás se podrán ocupar a nivel de comunicación”. Para llegar a esto, se deberá realizar un cambio de mentalidad de las organizaciones “basado en una comunicación interna estratégica y de impacto, en implementar nuevos estilos de liderazgo y en el uso de nuevos procesos y herramientas”.

En la mesa redonda ‘Cultura y experiencia de las personas trabajadoras como palanca de transformación interna’, la moderadora, Isabel Mira, Directora de Comunicación Corporativa de ATREVIA, ha observado que “cambiar es difícil, aunque necesario, para la supervivencia de las compañías”.

Por su parte, Pere Oteo, Corporate Human Resources Director de Grupo Celsa, ha hablado de un cambio de paradigma en que “la comunicación de la organización no sólo debe fluir de arriba hacia abajo, sino de abajo hacia arriba”, algo que se complementa con su política de retención del talento y generación de compromiso. “Se basa en plantear el crecimiento del empleado a largo plazo y el hecho de involucrarle continuamente en proyectos distintos”, según Oteo.

Por su parte, Belén Moreu, Human Resources Senior Director South West Europe de PepsiCo, ha señalado que “es fundamental que los trabajadores estén bien informados sobre los objetivos de la organización y que, a la vez, entiendan en qué añaden valor”. Moreu ha incidido en las generaciones más jóvenes, “que quieren organizar su jornada y su trabajo a su medida, sin separación entre usar las tecnologías en su tiempo libre y hacerlo por motivos laborales”, y vaticina una “fecha de caducidad” al hecho de que la plantilla de una organización esté en una misma oficina. “En el futuro, los trabajadores estarán interconectados desde distintos lugares físicos, y será nuestra responsabilidad saber gestionar este cambio”.

Pep Marquès, Director Corporativo de Personas, Desarrollo Organizativo y RSC de Barcelona Activa del Ayuntamiento de Barcelona, concibe cada trabajador como “agente de cambio”. “Gestionar a los trabajadores está muy ligado a cómo evoluciona la sociedad. Por ejemplo, en términos de experiencia de empleado, cada vez hay más demanda de desarrollo de la responsabilidad social corporativa, porque ese orgullo de pertenecer a una estructura comprometida es un elemento de retención del talento”.

Gerardo Sama, Vicepresidente de Tecnología de ATREVIA, ha centrado su ponencia, ‘Digitalización del employee journey. Plataformas digitales que “humanizan” y crean comunidad’, en la experiencia del trabajador. Sama ha observado que, a menudo, “los canales más utilizados para comunicar con los empleados por parte de las organizaciones están anticuados, anclados a menudo en el 1.0. Las organizaciones de hoy necesitan apoyar su estrategia de comunicación interna en canales bidireccionales que permitan escuchar, además de comunicar. Además, los contenidos deben ser segmentados para evitar la saturación”. Para Sama “la experiencia del empleado, el camino que recorre desde recién llegado a veterano, se compone de gran cantidad de pequeñas acciones de engagement”.

Durante la mesa redonda ‘Nuevas capacidades y modelos de liderazgo’, el moderador, Sergi Saborit, periodista y Jefe de Sección de Expansión, ha comentado que “el proceso de cambio debe ser impulsado desde arriba, y el top management de las compañías se debe adaptar a este estilo de liderazgo”.

Javier Urbiola, Presidente Ejecutivo de ISS Iberia, participante en esta mesa, ha matizado que, hoy en día, “el líder no manda menos, sino de forma diferente, porque el empleado es, en sí, también un líder de su área de competencia”. En palabras de Urbiola, “un buen líder debe atesorar tres características: tener una idea muy clara, saber transmitir esa idea y poder ejecutar su visión”, por eso, en los procesos de selección de ISS, “no se elige sólo al candidato técnicamente mejor, sino al que tiene una mejor actitud”.

Para Javier Ellena, Expresidente de Lilly España, Portugal y Grecia, Exvicepresidente de Lilly Europa y Senior Partner de ATREVIA, el papel del líder ha cambiado. “En las empresas, el estilo de gestión es hoy más coral y el líder ya no es alguien que asume el papel de un superhéroe, sino que es alguien capaz de comunicar, de inspirarse, de rodearse de los mejores y de dar oportunidades”. Ellena ha matizado que “los líderes tienen que ser competentes, aunque no siempre es lo mismo ser competente que ser capaz de gestionar a personas y los problemas asociados a las organizaciones, que siempre son más complejos”. Para el Senior Partner de ATREVIA, “el talento se recompensa dándole responsabilidad al colaborador, porque éste debe sentirse protagonista en los momentos trascendentes de la organización”.

En su intervención, titulada ‘Creatividad estratégica y marketing de RRHH: conectar con las personas en tiempos de ruido’, José Manuel Hernando, Director Creativo de Comunicación Interna de ATREVIA, ha incidido en que “si no buscamos el híbrido entre creatividad y estrategia, sólo nos quedarán fuegos artificiales, algo inútil a nuestros propósitos”.

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.